¿Vives tu vida o sigues la de otros?

23.10.2014

Categorías: inspiración

Te levantas por la mañana, te haces un café con leche, te preparas el bolso y te vas a trabajar.

Pasas el día en el trabajo, cuando sales tienes poco tiempo pero lo aprovechas, vas a tus clases de inglés y haces todo lo que puedes.

Los fines de semana pasan muy rápido, casi no te da tiempo ni a darte cuenta de qué ha ocurrido en esas escasas 48horas.

reloj post ok

Imagen de Pixabay

 [sc:Intro ]

Solo 48 horas de descanso te saben a poco. Pero no te quejas de nada, al fin y al cabo, tienes trabajo. El preciado bien que otros no tienen, y que todos quieren.

 [sc:Intro ]

Cultivando micro-expectativas

Como hay muy poco de lo que todos quieren, la calidad de ese poco va disminuyendo, porque cada vez hay más personas dispuestas a hacer “ese poco aunque sea”. Eso te frustra, porque aunque sea un “bien preciado”, tu tienes unas expectativas, por minúsculas que sean. Y estas, hace tiempo que se desvanecieron.

 [sc:Intro ]

Tu entorno parece estable, la gente forma familias, y esas cosas. Tu nunca te has cuestionado si eso es lo que quieres (al menos no sabes si lo quieres ahora) simplemente haces lo que hace todo el mundo, y así todo irá bien, o al menos nadie te juzgará ya que bailas al son del resto.

 [sc:Intro ]

Espera un momento:

Pero, ¿alguna vez te has preguntado qué es lo que tu quieres?

 [sc:Intro ]

Porque digo yo, igual tu no quieres lo que quiere todo el mundo, o lo que ellos dicen que quieren, que casualmente es lo que todo el mundo hace.

 [sc:Intro ]

¿Alguna vez te has planteado que tu quieres otra cosa? No sé, vivir de la fotografía, cuidar gatos, decorar eventos o tocar el fagot.
Imagen de Pixabay

Imagen de Pixabay

 [sc:Intro ]

Zombie total

Vivimos en una época que parece que estamos todos medio dormidos, andamos como zombies de un lado para otro hacia el camino de nunca jamás, sin ni siquiera pensar si vamos en la dirección que nos gustaría.  [sc:Intro ] Lo fuerte es que nos pasan los años: 10, 20, 30, 40, 50, y nada cambia.  [sc:Intro ] Cuando sales de tu zona de confort, es como si la vida te diera una ostia y te dijera: -Ey tú, ¿pero sabes por donde vas? ¿O vas siguiendo a los de alante?.

 [sc:Intro ]

La pirámide de naipes

Durante mucho tiempo he pensado que lo que hacía era lo que quería,  hasta que me dí cuenta de que lo que hacía era lo que otros quería que hiciera para no romper la baraja.  [sc:Intro ] Cuando quitas tu carta de la pirámide de naipes, tienes la sensación de que se va a derrumbar, de que si no sigues ese camino tu vida será insatisfactoria, y que muchas cosas malas pasarán.  [sc:Intro ] Pero cuando te lias la manta a la cabeza y tienes las narices de quitar tu carta de esa pirámide que para tí no tiene ningún sentido por más que se lo busques, entonces descubres que la pirámide sigue en pie, que no pasó nada porque decidieras salir de ese bucle, y buscas tu camino, y otras cartas se pondrán y otras se quitarán, sin que por ello el mundo se acabe o los que te quieren dejen de quererte.

 [sc:Intro ]

cartas post

Imagen de Pixabay

 [sc:Intro ]

 [sc:Intro ]

Mi pregunta es: ¿formas parte de una pirámide de naipes que no tiene sentido para ti? ¿Qué pasaría si quitaras tu carta? ¿Se derrumbaría? ¿Que pasaría si se derrumbara? ¿Se acabaría el mundo?¿O quizás empezarías a disfrutar de algo un poquito aunque sea?

[sc:Intro ] Esta semana te dejo con esta reflexion potente, espero que sepas captar el mensaje y que te cuestiones si realmente en lo que empleas el 100% de tu día tiene algo que ver con lo que a ti te hace feliz. [sc:Intro ] Porque de esta vida, si algo hay seguro, es que nadie se libra. [sc:Intro ]

¿Vas a desperdiciar la tuya?

 

 [sc:Intro ]

Si este post te ha movido algo por dentro, apúntate aquí y no te pierdas nada.

 [sc:Intro ]

Ah, si quieres votarme en los premios Bitácoras, puedes hacerlo desde aquí. Te estaré muy agradecida 🙂     Votar en los Premios Bitacoras.com

9 comentarios en “¿Vives tu vida o sigues la de otros?

  1. elisa

    Hola Eli,cuanta verdad hay en estas palabras….me gusta todo lo que escribes porque son experiencias reales las que pasamos todos.Unos despiertan de ese aletargo y otros permanecen dormidos.Unas veces por comodidad y otras por presiones familiares o laborales.Pero hay que despertar y VIVIR pero no la vida de otros si no la tuya,es lo màs legitimo y hay que proponerselo sea la vida que hayas escogido para ti. UN BESO.
    Mi voto lo tienes fijo campeona!!!!

    Responder
    1. Elisa Autor

      Muchas gracias! A veces caminamos como zombies rumbo a ninguna parte sin saber muy bien por qué. No estaría mal empezar a ser conscientes de por qué hacemos las cosas, aunque sea parte de ello. Un besito enorme!!!

      Responder
  2. Caro chan

    A veces nos ponemos tan en lo peor, que nos quedamos paralizados por el miedo. Moverte, ese es el mejor antídoto, quien se para muere.

    Me he sentido muy identificada <3

    Chuuuu!!

    Responder
  3. Diana Garcés

    Eli definitivamente despertar de una vida marcada no es una tarea sencilla, no es algo que se haga rápidamente,pero soy una convencida de que se hace cuando uno está preparado para ello.

    Puede que los que estamos fuera pensemos que es muy demorado, que la gente debería “despertar” ya, pero cada quien lo hace en su momento, a su ritmo y cuando realmente puede aceptar y disfrutar del cambio.

    Sí, todos los que estamos en el otro lado queremos que los zombies dejen de existir y que despierten ya!!! pero la vida no gira en torno a lo que nosotros queremos, sino a lo que cada uno necesita y algunos necesitan muchooooo tiempo para cambiar 😉

    Un abrazo señorita 🙂

    Responder
    1. Elisa Autor

      Hola Diana!! Se agradece mucho tu punto de vista. Es interesante lo de los tiempos, pero no olvides que yo también he sido una “zomie” y que he tardado mucho en despertar de mi aletargo, por lo que sé que hay gente que tarda en despertar y otros no lo hacen nunca. Al fin y al cabo se trata de ser un poquito consciente de la vida que levamos, ya que a veces solo nos movemos por inercia. Un abrazo guapa!!!

      Responder
  4. Alicia González

    Hola Elisa!!

    Muchas gracias por esta gran reflexión. Yo me la planteé hace tiempo y ya encontré mi respuesta, espero que tu post ayude a muchas personas a despertar y a encontrar la suya.

    Un fuerte abrazo!!

    Responder
    1. Elisa Autor

      Hola Alicia!! El tan solo hecho de que uno se lo plantee ya es un gran paso. A veces no hace falta encontrar lo que sí queremos, a veces basta con saber lo que NO queremos para probar cosas. Un besito!!

      Responder
  5. Merche García Lledó

    ¡Hola!

    Acabo de descubrir tu blog a través de Vivir al máximo.
    Yo también soy bloguera, por si quieres echarle un ojo 🙂 http://www.traducirco.com
    Mi opinión sobre este tema es que yo precisamente he seguido el camino contrario, aunque sé que no es lo habitual. Durante mucho tiempo quise luchar contra las reglas establecidas pensando que “a mí la sociedad no me va a imponer tal o cual modelo” y, sin embargo, con el tiempo me eh dado cuenta de que, a base de ir descartando opciones (probándolas antes, claro), lo que me gusta es el ritmo de vida establecido por la sociedad.

    Es un poco raro de explicar.
    Joan Tubau decía en la entrevista que parece que a los 30 firmas la hipoteca, a los 32 tienes el niño y a los 65 te jubilas tranquilo. Es muy lícito querer ir en contra de esas normas, pero… ¿por qué dar por hecho que solo el que prefiere otra forma de vivir está aprovechando realmente su vida? ¿Por qué no respetar que quizá haya quien haya tomado esas decisiones conscientemente, no guiado por la sociedad?

    Hasta aquí mi reflexión 🙂

    ¡Saludos!

    Responder

Deja un comentario